17 de enero de 2019

Un ensayo clave sobre uso agronómico de residuos en tambos

CREA participa de una investigación que se realizara en el tambo experimental Prolac con el apoyo de la Embajada de Países Bajos.

Un equipo de investigadores coordinados por técnicos del área de Ambiente de CREA en colaboración de las cátedras de Climatología y Edafología de la Fauba y la Universidad de Wageningen (Países Bajos) comenzó en septiembre pasado un ensayo sobre uso agronómico de purines de tambos en un cultivo de maíz destinado a silo.

El ensayo en parcelas cuenta con un diseño aleatorizado (cinco tratamientos) y con repeticiones reales (tres franjas en el mismo ambiente del lote). El mismo se extenderá hasta el momento de picado del maíz (en febrero próximo) y explorará variables productivas como el rendimiento del cultivo e indirectamente calidad en función de los nutrientes absorbidos; en lo que respecta a variables ambientales, se evaluará el balance de nutrientes en suelo (N, P y S) y estimación de emisión de Gases de Efecto Invernadero (GEI) (CO2, N2O y CH4).

“Con la llegada de nuevas regulaciones ambientales surge la necesidad de contar con información local suficiente sobre el impacto productivo-ambiental de las tecnologías de procesos e insumos para gestionar purines de tambos, por lo que consideramos que esta experiencia es un primer paso para aportar soluciones a una cuestión de interés creciente para las empresas tamberas argentinas”, indica Pablo Cañada del área de Ambiente de CREA, quien está a cargo de la coordinación del ensayo.

La realización del proyecto cuenta con el apoyo económico de la Embajada de Países Bajos. “Presentamos la propuesta, la cual, encuadrada en su programa de Uso Eficiente del Agua y Protección de los Recursos Hídricos, les resultó de gran interés y decidieron participar extendiendo sus lazos para vincularnos con investigadores holandeses de la Universidad de Wageningen”, explica Pablo.

El proyecto se desarrolla en el tambo experimental de la Fundación Instituto de la Leche (FIL-Prolac) ubicado en el partido bonaerense de Suipacha. “Además de contar con la flexibilidad e instalaciones necesarias, es de gran interés contribuir a la carpeta de trabajos científicos que se están desarrollando allí”, indica Alejandro Palladino, coordinador técnico del área de Lechería de CREA.

En 2017 comenzó a regir en Córdoba una nueva normativa –resolución 29/17 del Ministerio de Agua, Ambiente y Servicios Públicos de esa provincia– sobre “estándares ambientales, de emisión o de efluentes y estándares tecnológicos para la gestión y aplicación agronómica de residuos pecuarios”. Se trató de la primera normativa provincial que contempla la posibilidad de realizar un uso agronómico de los residuos provenientes de explotaciones pecuarias.

La iniciativa se gestó a partir del trabajo –iniciado en 2011– por un equipo técnico multidisciplinario integrado referentes del INTA Rafaela, la Asociación Pro Calidad de la Leche (Aprocal), la Comisión de Lechería y el Proyecto Ambiente del Movimiento CREA, DeLaval, GEA Westfalia, Taurus Agrícola y Mastellone Hnos, entre otros.

El año pasado fue aprobada la resolución 737/18 de la Autoridad del Agua de la provincia de Buenos Aires (ADA) por medio de la cual se estableció un régimen para el uso agronómico de purines generados en tambos, el cual comenzará a estar operativo cuando se establezca una “Guía de Buenas Prácticas”, capacitación al personal técnico de las autoridades de aplicación e implementación de registros en línea, junto con talleres destinados a empresarios lecheros que están previstos realizarse en 2019.

Compartir en
FacebookTwitterWhatsAppLinkedIn
También te puede interesar