26 de agosto de 2020

Respuesta a fertilización en girasol

Datos de ensayos de la región CREA Sudoeste.

Datos de ensayos realizados en las últimas dos campañas en la región CREA Sudoeste muestran que una fertilización con 50 kg/ha de fosfato diamónico (PDA) permitió generar en girasol una respuesta promedio de rendimiento de 4,1 qq/ha, mientras que la misma bajó a 2,9 qq/ha con aplicaciones de 80 kg/ha de PDA.

En cuanto a la aplicación de urea, una oferta total de 80 y 100 kg/ha generó respuestas promedio de rendimientos de girasol de 3,0 y 1,5 qq/ha respectivamente.

“Una década atrás no encontrábamos respuesta a fertilización en girasol y en los últimos años eso cambio; tendremos qué analizar cuáles son las causas de ese fenómeno”, indicó Agustín Giorno, coordinador técnico del Grupo de Experimentación Agropecuaria de la región CREA Sudoeste (Geaso), durante una presentación en línea de los ensayos zonales de granos gruesos 2019/20 (gráfico 1).

Gráfico 1. Respuesta promedio a fertilización fosforada y nitrogenada en girasol. Región CREA Sudoeste. 2018/19 y 2019/20.

Análisis de datos relevados en las últimas trece campañas muestran que, en el promedio de situaciones, las densidades óptimas de siembra de girasol para la región se ubican en un rango de 30.000 a 40.000 semillas/ha.

“Es tan importante definir la densidad correcta como conocer la capacidad de un híbrido de girasol a adaptarse a esa densidad”, resaltó Agustín.

En un ensayo realizado en 2019/20 en D`Orbigny (Coronel Suárez) el material SYN 3990 CL mostró un mejor comportamiento con una densidad de 35.000 semillas/ha, mientras que LG 50.760 CL requirió 50.000 semillas/ha para mostrar a pleno su potencial de rendimiento (gráfico 2).

Gráfico 2. Rendimiento logrado por híbrido según densidad (2019/20). D`Orbigny. Siembra 31 de octubre. Disponibilidad de nutrientes en suelo de 43 kg/ha de N y 18 ppm de P.

Sin embargo, en la zona de Dufaur (Saavedra), donde se realizó un ensayo en un suelo mucho más nutrido, los híbridos SYN 3990 CL y LG 50.760 CL necesitaron apenas 28.000 semillas/ha para poder expresar su potencial en ese ambiente (gráfico 3).

Gráfico 3. Rendimiento logrado por híbrido según densidad (2019/20). Dufaur. Siembra 27 de noviembre. Disponibilidad de nutrientes en suelo de 55 kg/ha de N y 16 ppm de P. Fertilización con 45 kg/ha de PDA.

“Al diferenciar los ambientes por su potencial de rendimiento podemos encontrar diferentes situaciones en lo que respecta a la interacción densidad/híbrido”, apuntó el técnico CREA.

“De todas maneras, vale tener en cuenta que no siempre una baja densidad es lo más adecuado en ambientes de menor potencial, porque, por ejemplo, suelos de baja conductividad tienden a lograr plantas enanas y ese fenómeno recrudece cuando además aplicamos una baja densidad”, añadió.

El video de la presentación puede verse aquí.

La información completa relativa a los ensayos de girasol 2019/20 puede verse en el sitio de la región CREA Sudoeste

Compartir en
FacebookTwitterWhatsAppLinkedIn
También te puede interesar